¡Fuera los malos profesores de la ESIME!

Autor: 
Christian Medina

El pasado jueves 25 de abril se realizó un mitin contra los malos profesores de la ESIME, con estudiantes de  la carrera de Ing. En Sistemas Automotrices (ISISA), miembros del CLEP-CEDEP y estudiantes de otras carreras de la ESIME.
Nosotros sabemos que en ESIME existen buenos profesores, pero no hay que ocultar que también existen profesores que en lugar de ir a enseñar, van bajo la consigna de reprobar, sin preocuparse por si los alumnos aprenden o no; pero no solo eso, no es raro saber de un profesor que no se presenta a clases durante todo el semestre (pero que si cobra cada quincena), llegue la última semana de clases para pedirle dinero a los alumnos con tal de pasarlos,
tampoco es raro saber que un profesor utilice su posición de “autoridad” como una herramienta para someter a sus caprichos a los alumnos, extorsionándolos pues está de por medio su calificación .
Desgraciadamente es de lo más común que encontremos casos de corrupción, abuso de  utoridad, acoso sexual etc. entre los profesores de ESIME y otras escuelas del IPN. Un ejemplo de esto, es el profesor Martín Bravo Dueñas que sabiéndose como el único de toda la carrera que imparte la materia de Dinámica de Fluidos y que por consiguiente es el único que califica los E.T.S., cree que esa situación le da derecho a ridiculizar a sus alumnos y que además estos se tienen que aguantar si es que aspiran a pasar la materia, tanto de manera ordinaria como en el E.T.S. El profesor utilizando su posición como autoridad no solo no daba clases, sino que además ridiculizaba a los alumnos, queriendo que ellos bailaran o contaran chistes para que se les permitiera pasar al salón de clases, como si los alumnos estuvieran ahí, para “entretener” al profesor y no para ir a aprender.

¡La organización sirve!

Bastó, con que los alumnos decidieran no soportar más a este profesor y lo denunciaran públicamente, para que las autoridades de la escuela, entre ellas el coordinador de la carrera de ISISA, fueran a buscar
a los alumnos para intentar solucionar el conflicto y que este no se hiciera más grande, inclusive organizaron de un día para otro, una visita para que los alumnos no realizaran el mitin que se había convocado.
Lo anterior es muestra del miedo que las autoridades tienen ante los estudiantes organizados y demuestra una vez más que la organización sirve, que cuando los alumnos se deciden a transformar sus condiciones no hay profesor, director o autoridad que pueda detenerlos.

 

Fecha: 
24-Abril-2013